BIOGRAFÍA PROFESIONAL

José Manuel Mateo Hernández, Sabadell 1972. Diseñador Industrial.

Descubre el Diseño Industrial y su propia vocación ante la curiosidad de preguntarse quien era el encargado de pensar y decidir cómo son las “cosas” que nos rodean.
A partir de aquí y sin apenas referencias empieza a leer los primeros libros básicos sobre diseño adquiriendo consciencia de la profundidad social de la disciplina que rápidamente motiva el nacimiento de una pasión profesional que ya no abandonará.

Empieza estudios de Diseño Gráfico, ampliando su visión sobre el diseño, con la clara finalidad de graduarse en Diseño Industrial. Disciplina en la que se gradúa por la E.A.A. i Oficis Artístics Llotja de Barcelona en 1999 como uno de los mejores alumnos de su promoción.

Considerándose un "diseñador de finales de los 90" y tras una profunda revisión teórica del diseño de las tres décadas anteriores a sus estudios, se posiciona bajo la creencia de que el Diseño Industrial es ante todo comunicación y tiene la convicción de que más allá de proyectos basados en aspectos arbitrarios, frivolidades o experimentaciones, existe un camino proyectual encargado de ofrecer soluciones efectivas y viables que permiten que el diseño se establezca de puente entre las necesidades físicas-espirituales del usuario y la empresa que las materializa.

En 1997 tiene la oportunidad de compaginar sus estudios con el cargo de diseñador industrial en la empresa de mobiliario Alutec del vallés. A partir de esta experiencia compartida entre lo académico y el mundo real, como diseñador industrial integrado en la industria, siente que se está fraguando para siempre su visión interior del diseño y su propia trayectoria.
Es entonces cuando adapta su pensamiento a esta realidad, necesitando desde ese momento y para siempre, navegar entre lo ideal o teórico y lo factible o pragmático para desempeñar su profesión.

Como director del departamento de diseño de Alutec, adquiere durante años posteriores muy diversos y completos conocimientos sobre tecnologías, procesos, materiales, recursos, gestión del diseño y metodología que permitirán que las propuestas que plantea desborden no solo por su frescura sino también por su rigor y viabilidad.

Al finalizar sus estudios de diseño industrial y necesitando proyectos con los que mantener latente la crítica de diseño, su pensamiento más idealista, se presenta a varios concursos de diseño en los que recoge los primeros premios de su trayectoria.
En el año 2000 se plantea una manera mejor para mantener en forma su idealismo y funda la marca ozestudi. Un espacio para la reflexión y el análisis del diseño independiente.

Será desde ozestudi donde empezarán a ponerse totalmente en práctica sus pensamientos dando como resultado una metodología de proyecto propia con la que logran impregnar de personalidad a todas sus soluciones de proyecto.

De postura muy crítica frente a ciertos entornos banales del diseño, aunque mantiene un gran respeto por éste mundo que rodea a los profesionales consagrados como estrellas por el gran papel promocional y divulgativo que hacen de la disciplina, reconoce sentirse mucho más cómodo como diseñador industrial totalmente anexado y vinculado a la industria y se define como un profesional intencionadamente anónimo que cede el pleno protagonismo a los proyectos, los productos y sus clientes.

Paralelamente a sus obligaciones fijas colabora con diversos departamentos de diseño de varias empresas y hoy día ha ampliado también su marco de actuación a la divulgación, la gestión y la consultoría de diseño.

Soñador, apasionado del diseño, de mirada curiosa y muy riguroso con y en su trabajo, utiliza la disciplina como un recurso para la mejora y el cambio de las sociedades, dándose por satisfecho consiguiendo nuevas soluciones, o por lo menos mejoras en objetos que no funcionan, y siempre intenta de forma obligada transmitir al cliente ilusión por el proyecto.

A.G. 2010


Aquí os dejo un breve resumen de mi trayectoría profesional.